¿Qué es la Wicca?

El símbolo de la Diosa

La Wicca es una religión en la que los practicantes celebran la armonía con la Naturaleza y la tierra, mediante rituales que provienen de culturas europeas antiguas pre-cristianas, en un constante proceso de recuperación de los conocimientos que se han ido perdiendo con el tiempo. Gracias a esa recuperación, que se ve influenciada por nuestro contexto cultural, existe más de una rama o forma de hacer las cosas. Cada tradición tiene sus propias creencias y sin embargo, algunos conceptos son comunes a la mayoría de ellas. La palabra “Wicca”, es una palabra anglosajona que significa “someter” o “tener sabiduría”.

Los “wiccanos”, personas que practican la Wicca, conciben la Naturaleza como la espiritualidad del individuo y como un fundamento de vida. Es decir, creen en la armonía con esta, sintiendo que cada símbolo de la Naturaleza, puede enseñarles algo y que su lugar de culto, es donde ellos estén.

“Somos parte de la Naturaleza, no sus dueños.”

La Wicca es un viaje positivo hacia la iluminación por medio de la veneración del Dios y la Diosa, a través del arte místico de la magia. Podemos “denominarla” como una religión chamánica, orientada hacia la Naturaleza, que no busca ni convertir, ni confrontar, ni mucho menos, controlar.

La magia es el uso de la voluntad para efectuar algún cambio deseado. Por lo tanto, cualquier ser humano con amplitud mental que posea la habilidad para enfocar y concentrar su voluntad, es capaz de “trabajar” la magia con éxito. Podemos definir la magia como un estado mental y un don entregado por la Diosa. Es el contacto que tiene la hechicera blanca con lo divino.

Algunas personas requieren de práctica frecuente para lograr que se afinen sus
habilidades mágicas, en tanto que otras están benditas con mayores aptitudes
naturales para ella.

De la misma manera, como existen diversas maneras para definir la magia, también existen formas distintas para percibirla. La magia está en todo nuestro alrededor y dentro de nosotros. La magia irradia desde todas las cosas que viven y mueren. Puede sentirse en la primera respiración de un bebé y en el cambio de las estaciones. Es una parte de la
Tierra, del misterioso Océano y de los cielos iluminados con estrellas que están
por encima de nosotros.
Existe magia en el amor y hay magia en los sueños. Puede encontrarse en una
colina llena de flores silvestres que bailan en la brisa bañada por el sol, en la
fresca sombra de un bosque silencioso, así como en las líneas escritas de un bello
poema. Todo lo que se requiere es abrir el corazón.

Al contrario que otras religiones, la Wicca no afirma ser el único camino existente y no está en contra del resto de pensamientos y creencias. No cree en el pecado o en la existencia de un Dios vengativo y juzgador, como lo define la cristiandad.

“Wicca promueve el pensamiento libre, la creatividad artística, la individualidad y el crecimiento personal, espiritual y psíquico. Es una celebración del ciclo de las estaciones y de la vida. Wicca es respetar y vivir en armonía con todas las cosas vivas. Wicca es luz. Wicca es amor. Wicca es llamada el arte del sabio y es tanto antigua como nueva. Wicca es un sendero como no existe otro en el mundo.”

 

Foto de https://danarodrguez.wordpress.com/

La Wicca y los wiccanos, al contrario que otras religiones, no creen en la salvación individual para luego entrar en la vida eterna. Estos se fijan en la conexión entre las cosas porque creen estar conectados en espíritu, para aprovechar y aprender todo lo que puedan durante su vida, ya que después de ella, serán parte de un todo de energía, al que se podrá contribuir con los conocimientos de cada individuo.

En la Wicca, como religión pagana que es, se basa en la armonía con los ciclos de la tierra, observando los equinoccios, solsticios y las fases de la luna, como una ayuda para conocerse a sí mismos. Esta práctica, no solo ayuda a la conexión con otros paganos, si no a devolver, en pequeña medida, la generosidad de la Naturaleza.

Principios de la creencia Wiccana

Existen 13 principios que fueron establecidos en un evento llamado “Witchmeet” en la primavera del 1974 por el “Consejo Americano de Brujos” el cual estaba formado por 73 brujas de distintas tradiciones. Estos principios son aceptados por la gran mayoría de wiccanos.

1. Practicamos ritos para armonizarnos a nosotros mismos con el ritmo natural de las fuerzas de vida, señaladas por las fases de la luna, cuartos estacionales y semi-cuartos.

2. Reconocemos que nuestra inteligencia nos da una responsabilidad única hacia nuestro medio ambiente. Tratamos de vivir a tono con Naturaleza, en balance ecológico, ofreciendo nuestro compromiso para con la vida y la conciencia, dentro de un concepto evolucionista.

3. Reconocemos la existencia de un poder lejos más grande que el aparente para la persona común. Porque es más que ordinario, algunas veces se le llama “sobrenatural”, pero nosotros lo vemos como en estado latente dentro de cada uno, potencialmente de alcanzar por todos.

4. Creemos que el Poder Creador en el universo se manifiesta a través de la polaridad – masculina y femenina- y que este Poder Creador está en toda la gente, y las funciona a través de la interacción de lo masculino con lo femenino. No ponemos ningún (género) por encima del otro, por sabemos que cada uno es un apoyo para el otro.

5. Reconocemos ambos mundos, exterior e interior, algunas veces conocidos como el Mundo Espiritual, el Subconsciente Colectivo, Planos Interiores, etc.- Y vemos en la interacción de estas dos dimensiones la base para los fenómenos paranormales y para el ejercicio de la magia. No descuidamos ninguna dimensión por la otra, siendo ambas necesarias para nuestra realización personal.

6. No poseemos una jerarquía autoritaria, pero honoramos a aquellos que enseñan, respetamos a aquellos que comparten su conocimiento y sabiduría, y agradecemos a quienes valientemente se han dado ellos mismos por el liderazgo.

7. En el diario vivir, vemos religión, magia y sabiduría unidas por la forma en que vemos y vivimos el mundo- una visión global, una filosofía de vida que identificamos como Brujería-La Senda Wicca.

8. Llamarse “Bruja” no hace una Bruja, pero tampoco lo hace la herencia, ni el coleccionar títulos, grados e iniciaciones. Una Bruja trata de controlar a las Fuerzas que la vida posible dentro de ella misma para vivir sabiamente y hacer su voluntad sin perjuicio para otros y a tono con Naturaleza.

9. Creemos en la afirmación y el compromiso con la vida, en una continuación de nuestra evolución y desarrollo de la conciencia, para dar sentido al Universo conocido y a nuestro papel personal dentro de él.

10. Nuestra única animosidad hacia la Cristiandad, o hacia cualquier otra religión o la filosofía de la vida, es referente a que tienden a proclamar ser “la única forma” y han tratado de negar la libertad de culto para los otros, y de suprimir otras formas de práctica y creencia religiosa.

11.Como Brujas, no estamos amenazadas por los debates de la historia del “Arte”, los orígenes de diversos términos, la legitimidad de aspectos diversos de tradiciones diferentes. Estamos preocupadas de nuestro presente y nuestro futuro.

12. Nosotros no aceptamos el concepto de mal absoluto, ni adoramos a cualquier entidad conocida como “Satán” o “el Diablo”, tan definidos por la tradición cristiana. No buscamos poder a través del sufrimiento de otros, ni aceptamos que el beneficio personal puede estar asociado sólo a la negativa del mismo para otro individuo.

13.Creemos que deberíamos buscar dentro de Naturaleza lo que contribuye a nuestra salud y nuestro bienestar.

Estos son los 13 principios de la Wicca.

“Haz lo que quieras mientras no dañes a nadie.”

¿Cuál es el comienzo de la Wicca?

La Wicca comenzó a mediados del siglo XX, debido a que en el año 1951, las leyes contra la brujería fueron por fin adaptadas a estos nuevos tiempos o eliminadas. Gracias a estas nuevas leyes, salieron a la luz muchos practicantes de distintas corrientes, entre ellos, la brujería.

Mucha gente da la fecha de 1954, porque fue el año en que Gerald Gardner publicó su libro “Brujería de Hoy”, aunque él ya había publicado un libro llamado “High Magic’s Aid” en 1949 con el seudónimo de Scire, y no fue hasta 1959, en “El significado de la brujería” donde menciona la palabra “Wica”, únicamente con una ‘C’.

Gerald Gardner

Gardner decía que en 1939, él había sido iniciado en un ‘coven’ de la “New Forest” por Dorothy Clutterbuck. Cabe mencionar que la existencia de este ‘coven’ aún es dudosa hoy en día. Gardner aseguraba que era parte de la “Vieja Religión”.

Gardner conoció a Aleister Crowley un año antes de que este muriera. También era un miembro de la O.T.O (Ordo Templi Orientis, Orden del Templo del Este u Orden de los Templarios Orientales). Pero la visión de Gardner con respecto a la magia y la religión provenía de la magia ceremonial. Entre otras cosas, Crowley pensaba que la magia era el poder de la voluntad, mientras que en Wicca se cree que la magia se origina del Dios y la Diosa.

La Wicca de Gardner era mucho más orientada al lado masculino, al Dios. La orientación femenina, a la Diosa, empezó con su estudiante, Doreen Valiente.

Doreen Valiente

Doreen Valiente fue Suma Sacerdotisa del grupo de Gardner. Gracias a ella, debemos una gran labor en el desarrollo de la Wicca, como lo son La Carga de la Diosa y la Rede Wicca.

Rede Wicca:

Seguir las leyes Wicca debemos,
En perfecto amor y perfecta confianza
Vivir y dejar vivir, Justamente dar y recibir.

Tres veces el circulo has de trazar
Para así a los espíritus malignos echar,
Con cada frase que has de pronunciar
El final del hechizo debe rimar,
De toque gentil y suave mirar
Es mejor poco hablar y mucho escuchar
Y cuando a los Antiguos has de invocar
Que la luz y el amor te vuelvan a guiar

Deosyl va con la Luna iluminada
Cantando alegre una dulce tonada,
Widdershings va con la Luna al menguar
Y escuchas los lobos a la Luna llorar,
Si la Dama de Luna Nueva ha de estar
Dos veces la mano le has de besar,
Si la luna esta noche, Llena se va a mostrar
Los deseos de tu corazón vas a encontrar

Cuando el Viento del Este ha de soplar
Las fiestas y lo nuevo han de esperar,
Del Viento del Norte te tendrás que cuidar
Y las ventanas y puertas vas a cerrar,
Cuando el Viento del Sur ha de soplar
El amor en la boca te ha de besar,
Y si al Viento del Oeste sientes suspirar
En paz tu corazón podrá descansar.

En el caldero debes quemar
Nueve maderas que has de nombrar:
El Abedul en el fuego va a representar
Lo que la Dama en su sabiduría te quiera mostrar,
Torres del bosque, Roble al quemar
Así a los Dioses estas por llamar,
El Serbal es el Árbol del poder
Haciendo la magia y la vida florecer,
El Sauce que al borde del río ha de estar
Siempre dispuesto en el verano ayudar,
El Espino se quema para purificar
Y que a la justicia a los ojos puedas mirar,
Del Avellano la sabiduría aprenderás
Si al fuego brillante lo has de quemar,
Blanca es la flor del Manzano, ¡mirad!
Que nos trae la fruta de la fertilidad,
Las Uvas crecen sobre la Vid
Que nos da el vino y la alegría de vivir,
Del Abeto la hoja de la inmortalidad
Que perenne al tiempo vive la bondad.

Del Saúco nunca quemes una rama
Ya que este es el Árbol de la Dama.

Cuatro Sabbats en luz y oscuridad
Cuatro principales presenciaras:
Como el viejo Año se empieza a desvanecer
En Samhaim el nuevo Año comienza a nacer,
Cuando el tiempo de Imbolc esta por llegar
Las flores en la nieve debes mirar,
Y entonces la Rueda empieza a girar
Y los fuegos de Beltane han de brillar,
Como la Rueda gire las noches de Lammas
Trae la magia en el ritual de la Dama.

Cuatro Sabbats de menor condición
Y todos marcados por el mismo sol:
Cuando Yule marca la Rueda
Un tronco para Cernurus quema,
Día y noche de primavera en nuestro camino
Tiempo de Ostara para emprender el destino,
Cuando el Sol su cenit ha de alcanzar
Es tiempo del Nogal y el Roble para luchar,
Cuando el Equinoccio de otoño esta por llegar
Tiempos duros todos van afrontar.

Árbol, arbusto y flor cuida
Y por la Señora serás bendecida,
Tira una piedra en el agua y veras
Como las ondas te dirán la verdad,
Aun cuando tengas una Necesidad
A la codicia ajena no servirás,
No pierdas tiempo con el tonto juzgado
O su amigo serás considerado,
Feliz encuentro, feliz partida
Tibio el corazón, brillante la mejilla.

La ley del 3 tendrás presente:
Tres veces mal, Tres veces bien,
Cuando la desgracia este en tu mente
Una estrella azul lleva en la frente,
Siempre fiel a tu amor debes ser
A menos que tu amor fiel deje de ser.

Siete palabras la Rede satisface:
“Haz tu voluntad y a nadie dañes”.

Bibliografía

  • SAN JOSÉ BELTRÁN, Laia. Blog The Valkyrie’s Vigil.
  • Blog Ala de Cuervo.
  • Blog Luna Celta.
  • Blog El Caldero y la Espada.
  • Autor desconocido. Wicca Celta. Iniciando el Camino.
  • CUNNINGHAM, Scott. Wicca: Una guía para la práctica individual. Editorial, Arkano Books.
  • FARRAR, Janet. La Biblia de las Brujas. Los ocho sabbats de las brujas.
  • FARRAR, Stewart. La Biblia de las BrujasLos ocho sabbats de las brujas.

Esta entrada fue publicada en Wicca. Guarda el enlace permanente.

Una Respuesta a ¿Qué es la Wicca?

  1. Pingback: El dios y la diosa | El Odinismo es Vida

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.